pienso calidad perros

10 mitos falsos sobre la alimentación en mascotas

Antiguamente los perros y gatos así como cualquier otro animal de compañía se limitaba a comer las sobras que dejaba la familia. Sin embargo, desde hace algunas décadas, la mayoría de animales de compañía que tenemos suelen comer mayoritariamente pienso o algún otro tipo de preparado.

Tanto si les damos a las mascotas piensos específicos para ellas como si las alimentamos con comida “normal”, lo cierto es que existen muchos mitos alrededor de su alimentación. El problema, es que muchos de ellos son falsos y pueden hacer que acabemos por darle a nuestras mascotas alimentos de un tipo o en una cantidad que no es la conveniente para ellos. Por eso, en este artículo os presentamos 10 mitos falsos sobre la alimentación en mascotas.

10 mitos sobre la alimentación en mascotas

  1. Algunos alimentos hacen a la mascota más agresiva: Existe la creencia de que según el tipo de alimentos que compongan la alimentación de una mascota ésta puede ser más o menos agresiva. Es totalmente falso. Esto depende de la educación y el trato así como del carácter del animal.
  2. No es bueno comer huesos: Otro mito que tiene larga vida es que no es bueno comer huesos para los perros. Si bien es cierto que existe un tipo de huesos que es desaconsejable, otros son perfectamente buenos para su alimentación.
  3. No se le deben dar sobras: Como todo, a la hora de hablar de alimentación, dependerá de si estas sobras son adaptadas a sus necesidades o no. Si las sobras son de alimentos frescos no hay problema alguno en dárselas al perro o gato.
  4. No pueden comer hierba: Otro mito falso de la alimentación de los perros es que no pueden comer hierba. Desde luego, siempre será menor la necesidad de hierba que de carne, pero también es necesaria en su justa medida.
  5. La leche es buena para los gatos: En el caso de la alimentación de gatos, existe el mito (totalmente falso) de que la leche es mejor que el agua. No lo es.
  6. Siempre tienen que tener el alimento a mano: La alimentación de los perros y de los gatos no implica que tengan que tener siempre el alimento a mano. De hecho, hay ciertos perros que pueden comer sin límite y que les acabe sentando mal.
  7. El pienso orgánico es mejor: Que un pienso sea mejor que otro no depende tanto de que sea o no sea orgánico como de los componentes que tenga y si éstos se adaptan a la mascota en concreto.
  8. Todos los perros comen lo mismo: Otro error a la hora de hablar de alimentación canina es pensar que cualquier perro, de cualquier tamaño y de cualquier raza va a comer lo mismo. Cada uno tiene sus necesidades específicas.
  9. La nutrición no es importante: Hay quien piensa que pensar en la nutrición canina es para hipsters y gente alternativa. Sin embargo, la nutrición animal es tan importante como la humana y una garantía de larga vida.
  10. Pueden comer muchas golosinas si se las merecen: En ocasiones pensamos que cuando una mascota hace lo que debe, se le pueden dar golosinas. Esto es cierto hasta cierto punto, ya que este tipo de alimentos está hecho para dárseles con moderación.