Cómo elegir a una mascota ideal según tu personalidad

Cómo elegir a una mascota ideal según tu personalidad

Muchas veces te preguntarás cuál es la fórmula perfecta para elegir una mascota; y la verdad es que no existe, pero muchas veces los rasgos más predominantes de tú personalidad pueden ayudar a conseguir ese perro o gato que te acompañe y sea paciente o se adapte a tu estilo de vida. Así que lo primero que debes hacer es un test de autoconocimiento.

Elegir una mascota es una de las tareas más difíciles, empezando por si te vendrá mejor comenzar una vida al lado de un perro o un gato. Sin embargo, hoy en día muchas asociaciones de animales ayudan a escoger una mascota, ese amigo o amiga fiel tomando en cuenta muchos factores de tu vida diaria, pero sobre todo aspectos de tu personalidad para que tú y tu mascota disfruten de una convivencia sana.

Es importante saber y destacar que el escoger una mascota no puede ser un acto comparado al de ir al supermercado, es importantísimo que cuando se decide asumir una vida junto a un peludo, lo mejor es conocer las distintas razas de gatos y perros que existen y familiarizarse con ellos, imaginar cómo sería tu nueva vida al lado de uno de ellos. Por lo que hacer contacto y estudiar sobre ellos y sus personalidades sería fundamental.

Una vez tengas claro que mascota escoger entre un gato y un perro, sería importante hacer un trabajo a lo interno, en tu personalidad, y tomar en cuenta factores como ritmo de vida, el tiempo que pasas en casa, el tiempo que le dedicas a tus estudios o a tu trabajo, si sueles ser una persona organizada con tus horarios, y un detalle muy importante, si estás segura de compartir una vida junto a un nuevo amigo.

Un gato como mascota reforzará tu personalidad independiente

Muchas personas a la hora de elegir a una mascota, al conocerse bien y saber que suelen ser personas muy desapegadas afectivamente, pero que buscan drenar esos momentos de afecto con una mascota, encuentran en los gatos el equilibrio perfecto entre independencia mutua, el hacerse compañía y el buscar afecto en el momento más indicado. Esto equilibra perfectamente los apegos personales y podría incluso reforzar tu personalidad independiente.

Los gatos, no importa la raza que sea, suelen ser muy independientes, más aún cuando se asegura que son cada vez más domesticados y, si es posible, mucho más inteligentes. Ellos sabrán cuando y como conseguir su comida, alimentándose con su pienso y administrándolo muy bien; el aseo personal es lo que menos debe preocuparte de ellos, saben cuándo hacerlo y cómo hacerlo. Lo importante es mantener sus vacunas y controles médicos en regla para que solos sepan cuidarse.

Un perro como mascota reforzará tu personalidad responsable

Quizás, lo primero que pienses a la hora de elegir una mascota es en un perro, y esto te puede generar sentimientos encontrados, porque muchas veces sabrás la responsabilidad que esto amerita. Un perro quizás necesite mucha más atención y cuidados que un gato por su carácter dependiente, pero al mismo tiempo es un compañero ideal, pero su personalidad también debe ir en armonía con la tuya.

Según como actuases en la vida una raza de perro u otra podrá acompañarte mejor y hacerte el camino mucho más fácil. Ejemplo de ello son las razas que pueden ser más sociables, o aquellos que te pueden acompañar porque te defines como una persona más tranquila y muy de estar en tu hogar; incluso, algunas razas por su pedigrí te definen y refuerzan tu personalidad elegante. Cada perro, como los humanos pueden adquirir personalidades que incluso se reafirman con las de sus dueños.