Shopping Cart

Envío GRATIS en pedidos superiores a 30€

Todo lo que deberías saber sobre la enfermedad de Lyme en perros

Todo lo que deberías saber sobre la enfermedad de Lyme en perros

Aunque pudiéramos pensar que mantener una higiene óptima de nuestro perro hará que se enfermen menos. Esto no siempre es así, pues algunas enfermedades pueden estar cerca de nuestros perros sin poder evitarlo. Si bien nos preocupamos por utilizar los mejores productos de higiene, darles la mejor alimentación. Muchas veces algunas enfermedades, como la enfermedad de Lyme, puede sorprendernos.

La enfermedad de Lyme en perros, un enemigo cercano

La Borreliosis Canina, también conocida como enfermedad de Lyme es una afección causada por una bacteria llamada Borrelia Burdogferi, un tipo de espiroqueta que llega a su huésped, en este caso el perro, a través de la picadura de las garrapatas. Esta enfermedad es transmitida por un primer huésped, el cual puede ser: un roedor, un ciervo u otro animal doméstico.

Luego, esta garrapata infectada puede contagiar a nuestro perro y transmitirle la enfermedad de Lyme. Si conoces sobre el tema sabrás que esta enfermedad si no se trata a tiempo puede causar grandes problemas en nuestro perro, como daños permanentes e incluso la muerte. Sin embargo, con una detección temprana podremos evitar cualquier complicación a tiempo.

Síntomas de la enfermedad de Lyme

Algunos de los síntomas causados por esta enfermedad, son: fiebre, artritis y deformidad de las articulaciones, sensibilidad al tacto, dolor muscular y articular, inflamación e irritación en el área de la picadura. Síntomas que no siempre son fáciles de detectar, pero que analizando su comportamiento podemos ayudar a determinar. Además de los mencionados anteriormente, esta enfermedad también produce:

  • Cojera: Este es uno de los síntomas más comunes en la enfermedad de Lyme, Y es que, esta causa una inflamación en las articulaciones que puede ser de forma prolongada o intermitente. En algunos casos puede durar unos días, y presentarse en una pata, y luego aparecer a las semanas en otra pata diferente.
  • Pérdida de apetito y depresión: Este suele ser otro síntoma común en la enfermedad de Lyme. Pues, al sentir el malestar causado por la misma. El perro puede dejar de comer optando por permanecer echado en un solo lugar por largo tiempo.
  • Problemas renales:  Este síntoma puede causar insuficiencia renal y producir vómito, diarrea, pérdida de peso, aumento de sed y orina. También puede causar: falta de apetito y en algunos casos, acumulación de líquido en el abdomen y tejido.
  • Inflamación del corazón y problemas en el sistema nervioso central: Aunque estos síntomas son poco frecuentes en la enfermedad de Lyme. Se puede dar el caso de que aparezca uno o los dos en casos muy graves.

 ¿Cómo saber si tu perro tiene la enfermedad de Lyme?

Además de poner especial atención a la sintomatología presentada por nuestro perro, resulta ideal que consultemos con un veterinario para estar seguros. Para lograr un diagnóstico determinante de la presencia de la enfermedad de Lyme en nuestro perro se debe realizar un análisis de sangre y orina. Aunque dependiendo del caso, el veterinario también podría solicitar otros estudios.

Estudios que pueden ser más exhaustivos como: radiografías, ecografías, extracción de líquido de las articulaciones inflamadas, entre otras. Con la finalidad de conocer a fondo el estado de la enfermedad, y posteriormente aplicar el tratamiento más idóneo. Estos estudios dependen de qué tan grave está nuestro perro. Por lo que debemos ser específicos sobre el comportamiento que ha tenido los últimos días.

¿Cómo se trata la enfermedad de Lyme?

Una vez obtenido el diagnóstico de que nuestro perro tiene la enfermedad de Lyme, el tratamiento dependerá del grado en el que se encuentre. En este sentido, el veterinario podría recetar un analgésico para el dolor, antibióticos para comenzar a tratar la infección, entre otros fármacos. Por lo que es importante que al consultar con el veterinario se le informe exactamente la sintomatología de nuestro perro.

¿Cómo prevenir la enfermedad de Lyme en perros?

Una buena forma de prevenir el contagio de la enfermedad de Lyme en perros es tratar de reducir las posibilidades de que tenga garrapatas. Y más aún, de que se infeste de las garrapatas que transmiten la bacteria. Para ello, debemos respetar el calendario de desparasitación externa con pipetas o collares repelentes.

Además de ello, debemos revisar a nuestro perro cada vez que estemos en contacto con el ambiente exterior. Esto con la idea de verificar que no haya contraído garrapatas durante el paseo. Y si estas existieran, debemos retirarlas lo más pronto posible. Esto con la finalidad de evitar dentro de la medida posible que las garrapatas infecten a nuestro perro.

Si a pesar de los cuidados tu perro presenta alguno de los síntomas mostrados, no dudes en contactar con un veterinario y exponerle el caso. Recuerda que en esta enfermedad el tiempo es muy importante, y que cada segundo cuenta. Por último, no olvides ser específico sobre los síntomas y malestares que este puede presentar. Cualquier detalle es importante.

Envío GRATIS

en pedidos superiores a 30€

100% Pago Seguro

PayPal / MasterCard / Visa

REGALO SEGURO en pedidos

superiores a 60€

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies